En redes sociales

TwitterLikedinFacebookGoogle+

viernes, 24 de febrero de 2017

La hipocresía del currículum ciego

Hace unos días apareció en los medios de comunicación la noticia de que el Gobierno prepara un programa piloto de currículums sin foto y nombre como lucha contra la discriminación.

En pleno debate sobre la muerte del currículum tradicional, aparece la noticia de que el gobierno se propone eliminar los datos personales y la fotografía para evitar la discriminación. ¡¡Y se quedan tan anchos!! En un país con una brecha salarial que algunos situan en un 23,25%, la gran solución es no poner la foto en el currículum. 

¿En serio nos creen tan tontos? ¿De verdad no se dan cuenta de que en cuanto el entrevistador llame al candidato/a sabrá si es hombre o mujer? ¿Le taparemos la cara al contratarle para evitar discriminaciones futuras cuando debamos decidir si le promocionamos o no?

Uno de los sectores con mayor discriminación por razón de sexo es el de los profesionales de recursos humanos. En las conferencias a las que asisto suele haber muchas más mujeres que hombres, pero entre los conferenciantes sucede lo contrario. Entre los técnicos suele haber más mujeres, pero los responsables del departamento suelen ser hombres.
La solución definitiva tampoco puede pasar por una discriminación positiva como exigir paridad en los consejos de administración. De hecho, la solución no debería dejarse en manos del mercado laboral, ya que se trata de un problema social que va mucho más allá del trabajo. La sociedad sigue siendo muy machista, aunque esté muy mal visto reconocerlo.

Las mujeres cobran menos que los hombres, es un hecho. En nuestra sociedad, cuando una pareja tiene un hijo y deben elegir quién se acoge a la reducción de jornada para su cuidado, valoran que si lo hace ella, la economía familiar se resentirá menos (ya que por hacer las mismas tareas ella cobra un 23,25% menos), además de que está socialmente más aceptado. Así, el empresario percibe que si promociona mujeres en su empresa, acabará teniendo problemas de disponibilidad por el cuidado que ellas deben tener de los peques, por lo que decide promocionar hombres. Y así se crea un círculo vicioso que el gobierno pretende romper con un currículum sin datos personales... ¡¡Olé!!

El problema no es tu equipo humano

Hace un tiempo, hablaba con un responsable de área, con una plantilla de aproximadamente unas 100 personas. Comentábamos anécdotas de la pl...